Mastopexia

La mastopexia se realiza para levantar las mamas caídas y flácidas. Consiste básicamente en extirpar el exceso de piel sobrante y elevar el complejo areola-pezón, consiguieno asi una remodelación de la mama. Esto se hace utilizando los tejidos propios (dermis, glándula, fascias, músculos) y realizando fijaciones interiores para una mayor durabilidad. Cuando la mama ha perdido su volumen natural es necesario utilizar una prótesis para conseguir un pecho más equilibrado, con mejor proyección, forma y tamaño.

Incisiones : varían de acuerdo al exceso de piel sobrante, a la posición del complejo areola-pezón y en general, al grado de ptosis (caída) del pecho. Pueden ser : en semiluna (parte superior de la areola), circular (alrededor de la areola), circular y vertical (desde el borde inferior de la areola hasta el surco mamario) o en forma de ancla o "T" invertida.

Tiempo quirúrgico / Hospitalización

Variable según el tamaño del pecho y el grado de ptosis, entre 2 y 6 horas / De 24 a 48 horas

Anestesia

Habitualmente anestesia general

Recuperación

Las molestias y ligeros dolores de los primeros días suelen responder bien a los medicamentos y analgésicos específicos. Pueden presentarse cambios de la sensibilidad cuando se realizan grandes incisiones y resecciones, que generalmente mejoran con el tiempo. El vendaje se reemplaza por un sujetador suave que debe usarse durante varias semanas. Las cicatrices van volviendose del color de la piel circundante con el tiempo.
Los controles mamográficos apropiados pueden seguir realizándose.

Resultados

Los efectos de la mastopexia aunque generalmente son duraderos, pueden verse afectados por factores como nuevos embarazos, edad y variaciones de peso, entre otros.
La gran mayoría de las mujeres que se realizan una mastopexia quedan satisfechas con el resultado

Los comentarios están cerrados.